3.1.08

Yo te espero

Yo te espero a la orilla de un banco mientras veo las horas pasar sin control. Yo te espero cuando despierto de un sueño que me hace sentir fatal. Yo te espero cuando la ausencia es mi compañera del día y cuando la soledad es mi compañera de la noche.

Yo te espero y espero que vengas. Que vengas a mí.

Yo te espero porque no quiero buscarte, porque no quiero que la desesperación me alcance y sea mi final. Te espero porque sé que el tiempo está conmigo, porque sé que me ve pasar, ir y venir, mientras yo lo veo y lo siento pasar a él.

Yo te espero los días soleados, las noches lluviosas, los amaneceres violeta, los atardeceres naranja. Yo te espero y sigo esperando. Mientras mi mano se desliza para escribirte, mientras mi mente hace intentos para crearte, mientras mi futuro se acerca para acercarte.

Yo te espero cuando mi mano se cansa de moverse sola, cuando mi mente se cansa de imaginar y pensar sola, cuando mi cuerpo se cansa de dormir solo. Te espero. Te esperan.

Te espero cuando los días se me hacen interminables, cuando mi camino se hace muy grande o intransitable, cuando mi lucha pelea contra mí misma, cuando la vida se esconde para no dejarse encontrar por sueños y realidades.

Te espero las tardes bonitas, cuando la tierra desprende su aroma, cuando las hojas de los árboles caen junto a mis pasos haciendo una alfombra, dejando traspasar la luz del cielo.

Te espero en los momentos malos, en los momentos buenos. En los que me hace falta cariño o en los que me sobra para compartirlo. Te espero para llorar, para reír, para crecer, para vivir, para caminar, para crear, para unir, para ser. Para ser tu y yo.

Yo te espero.


La niña del bigote

2 comentarios:

hijo dijo...

por siempre.

tú rules.

Acuario Escritor dijo...

"¿Sufre más aquel que espera siempre que auél que nunca esperó a nadie?" (Pablo Neruda).-

Te envío un beso desde este lado del monitor, un abrazo (no porque sea año nuevo sino porque me provoca y una sonrisa de quien cita a otros en sus grandes cortas frases... Heison escribió en su blog (http://letrasdebolsillo.blogspot.com/) algo que me recuerda tu texto: "Cuando comenzó a disfrutar la espera, supo que ya no había amor".

Te extraño.