26.11.07

Por correr muy rápido, tropecé y caí.
Ahora sólo queda levantarse, con calma.

Luego, emprender el camino una vez más.
Aprender a caminar es lo más difícil.

Ya después, podré volar al lugar que más quiero.



La niña del bigote


2 comentarios:

Fla dijo...

Me verás volar...

Ana dijo...

Ya no corras más. vive con calma mi cindy, sin prisa.

Un beso grande, grandote.